domingo, 6 de septiembre de 2015

Conquistando el Corazón de Dios. Jueces 10

Los seres humanos tenemos naturaleza pecaminosa esto hace que constantemente estemos fallando no solo a Dios también les fallamos a los demás y sobretodo nos fallamos a nosotros mismos.
Cuántas veces hemos prometido no volver a fallar y más nos demoramos en prometerlo que en pocos días ya estamos o través cometiendo los ismos errores.
Este problema también lo tenía el pueblo de Dios. V 6 “Pero los hijos de Israel volvieron a hacer lo malo ante los ojos de Jehová, y sirvieron a los baales y a Astarot, a los dioses de Siria, a los dioses de Sidón, a los dioses de Moab, a los dioses de los hijos de Amón y a los dioses de los filisteos; y dejaron a Jehová, y no le sirvieron.
Y como es natural Dios se enojó en gran manera. V 7 “Y se encendió la ira de Jehová contra Israel, y los entregó en mano de los filisteos, y en mano de los hijos de Amón;
Llega un momento cuando nuestras equivocaciones son tantas que las personas que más nos aman se cansan de nosotros y en ese momento empezamos a clamar. V 10 “Entonces los hijos de Israel clamaron a Jehová, diciendo: Nosotros hemos pecado contra ti; porque hemos dejado a nuestro Dios, y servido a los baales.
El problema es que cuando llenamos la copa nadie nos quiere ayudar incluyendo a Dios que goza de infinita paciencia. V 13-14 “Mas vosotros me habéis dejado, y habéis servido a dioses ajenos; por tanto, yo no os libraré más. Andad y clamad a los dioses que os habéis elegido; que os libren ellos en el tiempo de vuestra aflicción
Cuando nuestro mal comportamiento ha hecho que todos se alejen de nosotros es cuando tenemos que hacer uso de como conquistar el corazón de los demás.
Como conquistar el corazón de Dios.
1. Reconoce tu Falta. V 15 a “Y los hijos de Israel respondieron a Jehová: Hemos pecado;” para reconocer nuestras faltas o errores necesitamos.
1.1. Saber que Dios es justo y bueno para perdonarnos. Porque de lo contrario el miedo nos impidiera hacerlo.
1.2. Saber que nuestras equivocaciones no nos hacen despreciables. Mucha gente cuando se equivoca se siente la persona más indigna y ella misma se desprecia. Lo que nos hace despreciables es no ser capaces de reconocer nuestros errores y corregirlos.
2. Sométete a la corrección establecida. V 15 b “haz tú con nosotros como bien te parezca;” esto denota humildad. Debemos entender los beneficios de la corrección.
2.1. Nos permite Crecer o desarrollarnos.
2.2. Nos permite llegar a la perfección. Sin corrección no hay perfección.
3. Clama por lo que quieres. V 15 c “sólo te rogamos que nos libres en este día.” muchas personas saben que han cometido errores pero el orgullo les impide pedir clemencia.
4. Renuncia a lo que le molesta a Dios o aquella persona que quieres conquistar. V 16 a “Y quitaron de entre sí los dioses ajenos
5. Disponte a servir. V 16 b “y sirvieron a Jehová” el ser útiles para los demás nos hace importantes ante sus ojos.
Solo de esta forma podemos conquistar el corazón de Jehová. V 16 c “y él fue angustiado a causa de la aflicción de Israel.
6. Mantén siempre una buena actitud. 1 Tesalonicenses 5: 16 “Estad siempre gozosos” lo más desagradable es tener relación con una persona amargada.
7. Restablece una buena comunicación y mantente en intimidad.  1 Tesalonicenses 5: 17 “Orad sin cesar” la falta de contacto con las personas nos alejan de ellas y hace que ya no las necesitemos ni extrañemos.

Todos estamos expuestos a equivocarnos y a cometer errores. Una persona no es desagradable porque se equivocó a una persona la hace desagradable el hecho de no tener la capacidad de reconocer su error y corregir.