domingo, 18 de septiembre de 2016

El Peligro de la Vanagloria. 2 Samuel 24.

Resultado de imagen para peligro de la vanagloriaTodos los seres humanos o al menos la gran mayoría nos gusta ser reconocidos y alagados por lo que hacemos.
Podríamos decir que hasta ahí es normal, ya no es normal cuando ese deseo de ser reconocidos y felicitados en gran manera por lo que hacemos se convierte en una fijación porque se transforma en vanagloria.
La vanagloria es volverse petulante o jactancioso por lo que hacemos, una persona jactanciosa se siente muy mal cuando siente que los demás no le reconocen lo que hace.
David hizo un censo del Pueblo y de todo lo que tenía y eso era algo normal todo el mundo lo hace. V 2 “Y dijo el rey a Joab, general del ejército que estaba con él: Recorre ahora todas las tribus de Israel, desde Dan hasta Beerseba, y haz un censo del pueblo, para que yo sepa el número de la gente.
Pero en esta ocasión David reconoció que no era un censo normal él no quería saber cuántos eran, él quería vanagloriarse de lo que tenía. V 10 “Después que David hubo censado al pueblo, le pesó en su corazón; y dijo David a Jehová: Yo he pecado gravemente por haber hecho esto; mas ahora, oh Jehová, te ruego que quites el pecado de tu siervo, porque yo he hecho muy neciamente.
La vanagloria es la estrategia más mortal que tiene satanás para acabar con el pueblo de Dios.  1 Crónicas 21: 1 “Pero Satanás se levantó contra Israel, e incitó a David a que hiciese censo de Israel
Que Consecuencias genera la Vanagloria.
1. Confusión. David creía que era Dios quien lo ínsito a hacer el censo. 2 Samuel 24: 1 “Volvió a encenderse la ira de Jehová contra Israel, e incitó a David contra ellos a que dijese: Ve, haz un censo de Israel y de Judá.” muy fácilmente podemos creer que es Dios quien nos está diciendo que hagamos algo que tan solo es inspirado por nuestras emociones.
2. Terquedad. A pesar que muchos nos pueden advertir del peligro preferimos no hacer caso. V 3-4 “Joab respondió al rey: Añada Jehová tu Dios al pueblo cien veces tanto como son, y que lo vea mi señor el rey; mas ¿por qué se complace en esto mi señor el rey?,  Pero la palabra del rey prevaleció sobre Joab y sobre los capitanes del ejército. Salió, pues, Joab, con los capitanes del ejército, de delante del rey, para hacer el censo del pueblo de Israel.
3. Rechazo de parte de Dios y de las demás personas. V 11-13 “Y por la mañana, cuando David se hubo levantado, vino palabra de Jehová al profeta Gad, vidente de David, diciendo: Ve y di a David: Así ha dicho Jehová: Tres cosas te ofrezco; tú escogerás una de ellas, para que yo la haga. Vino, pues, Gad a David, y se lo hizo saber, y le dijo: ¿Quieres que te vengan siete años de hambre en tu tierra? ¿o que huyas tres meses delante de tus enemigos y que ellos te persigan? ¿o que tres días haya peste en tu tierra? Piensa ahora, y mira qué responderé al que me ha enviado.” Las personas jactanciosas son desagradables y nadie quiere estar con ellas.
4. Angustia en el corazón. V 14 “Entonces David dijo a Gad: En grande angustia estoy; caigamos ahora en mano de Jehová, porque sus misericordias son muchas, mas no caiga yo en manos de hombres” la angustia nos lleva a cometer más errores.
5. Destrucción. V 15 “Y Jehová envió la peste sobre Israel desde la mañana hasta el tiempo señalado; y murieron del pueblo, desde Dan hasta Beerseba, setenta mil hombres.” El jactancioso por lo general termina quedándose solo.
Como Parar las Consecuencias de la Vanagloria.
1. Reconocer Nuestra mala Actitud. V 17 a “Y David dijo a Jehová, cuando vio al ángel que destruía al pueblo: Yo pequé, yo hice la maldad;
El aceptar nuestras equivocaciones nos permite corregirlas. La única forma de llegar a la perfección es a través de la  corrección.
2. Aceptar la Responsabilidad. V 17 b “¿qué hicieron estas ovejas? Te ruego que tu mano se vuelva contra mí, y contra la casa de mi padre.” El que no sabe responder por sus actos esta condenado a vivir en la mediocridad. El que no acepta sus responsabilidades vive de las excusas y siempre trata de tapar sus imperfecciones con las imperfecciones de otros.
3. Resarcir por el Daño causado. Resarcir es: Dar una cosa o hacer un beneficio a una persona como reparación de un daño, perjuicio o molestia que se le ha causado. V 18-19 “Y Gad vino a David aquel día, y le dijo: Sube, y levanta un altar a Jehová en la era de Arauna jebuseo. Subió David, conforme al dicho de Gad, según había mandado Jehová;” el culto es una forma de levantar altar en nombre de Jehová.
4. Dando o haciendo algo que nos Cueste. V 20- 24 “y Arauna miró, y vio al rey y a sus siervos que venían hacia él. Saliendo entonces Arauna, se inclinó delante del rey, rostro a tierra. Y Arauna dijo: ¿Por qué viene mi señor el rey a su siervo? Y David respondió: Para comprar de ti la era, a fin de edificar un altar a Jehová, para que cese la mortandad del pueblo. Y Arauna dijo a David: Tome y ofrezca mi señor el rey lo que bien le pareciere; he aquí bueyes para el holocausto, y los trillos y los yugos de los bueyes para leña. Todo esto, oh rey, Arauna lo da al rey. Luego dijo Arauna al rey: Jehová tu Dios te sea propicio. Y el rey dijo a Arauna: No, sino por precio te lo compraré; porque no ofreceré a Jehová mi Dios holocaustos que no me cuesten nada. Entonces David compró la era y los bueyes por cincuenta siclos de plata.
Nuestra buena actitud hace que cambien la actitud de los demás Hacia nosotros. V 25 “Y edificó allí David un altar a Jehová, y sacrificó holocaustos y ofrendas de paz; y Jehová oyó las súplicas de la tierra, y cesó la plaga en Israel.” si sientes que los demás se incomodan contigo no pienses que no te quieren simplemente cambia tu mala actitud.

Hacer cosas solo por vanagloria genera el rechazo de los demás y la destrucción de nuestra propia vida, has las cosas con humildad no importa cuántas habilidades tengas solo la humildad genera amor y aprecio de parte de los demás.