domingo, 15 de noviembre de 2015

Obstáculos o Problemas. 1 Samuel 1.






Lo primero que debemos entender es que los obstáculos son normales y son naturales.
Cada vez que nos proponemos alcanzar algo debemos entender que lo primero que se nos van a presentar serán obstáculos. Ana tenía un propósito al igual que su esposo. Su propósito era cada año poder estar en la presencia de Dios en su santo templo. V 1-5 “Hubo un varón de Ramataim de Zofim, del monte de Efraín, que se llamaba Elcana hijo de Jeroham, hijo de Eliú, hijo de Tohu, hijo de Zuf, efrateo. Y tenía él dos mujeres; el nombre de una era Ana, y el de la otra, Penina. Y Penina tenía hijos, mas Ana no los tenía….” hasta aquí podemos ver a una mujer muy feliz lo tenía todo el amor sincero de su esposo y un deseo vivo de adorar a Dios.

Los obstáculos son normales y hasta necesarios para nuestro crecimiento y desarrollo hasta que se nos convierten en problemas.
Cuando los Obstáculos se nos convierten en Problemas.
1. Cuando dejamos que los demás o las circunstancias alteren nuestra forma de ser. V 6 “Y su rival la irritaba, enojándola y entristeciéndola, porque Jehová no le había concedido tener hijos.” Ana era feliz hasta que Penina la irritaba lográndola enojar.
2. Cuando nos sentimos inseguros o no disfrutamos de lo que hacemos o lo que queremos. V 7 “Así hacía cada año; cuando subía a la casa de Jehová, la irritaba así; por lo cual Ana lloraba, y no comía.” nota algo importante. Penina la irritaba cada año cuando sabía que Ana quería lograr su propósito de estar en la presencia de Dios.
Los obstáculos lo único que pretenden es no dejarnos avanzar en nuestras metas o propósitos.
3. Cuando no valoramos lo que tenemos. V 8 “Y Elcana su marido le dijo: Ana, ¿por qué lloras? ¿Por qué no comes? ¿y por qué está afligido tu corazón? ¿No te soy yo mejor que diez hijos?” no desistas de  tus sueños pero no desprecies lo que tienes. La infelicidad en una persona comienza cuando no disfruta lo que tiene por estar anhelando lo que no tiene.
4. Cuando no hablamos a tiempo. V 16 “No tengas a tu sierva por una mujer impía; porque por la magnitud de mis congojas y de mi aflicción he hablado hasta ahora.
Como salir del Problema.
1. Estableciéndose un Propósito. V 11 “E hizo voto, diciendo: Jehová de los ejércitos, si te dignares mirar a la aflicción de tu sierva, y te acordares de mí, y no te olvidares de tu sierva, sino que dieres a tu sierva un hijo varón, yo lo dedicaré a Jehová todos los días de su vida, y no pasará navaja sobre su cabeza.
2. Creyendo que solo Dios da la verdadera paz. V 17 “Elí respondió y dijo: Ve en paz, y el Dios de Israel te otorgue la petición que le has hecho.
3. Tomar la decisión de Vivir en Paz. 18 “Y ella dijo: Halle tu sierva gracia delante de tus ojos. Y se fue la mujer por su camino, y comió, y no estuvo más triste.
4. Actuando. V 19 “Y levantándose de mañana, adoraron delante de Jehová, y volvieron y fueron a su casa en Ramá. Y Elcana se llegó a Ana su mujer, y Jehová se acordó de ella.
5. Cumpliendo lo Pactado. V 24 “Después que lo hubo destetado, lo llevó consigo, con tres becerros, un efa de harina, y una vasija de vino, y lo trajo a la casa de Jehová en Silo; y el niño era pequeño.
Los Obstáculos y los problemas son el pan de cada día es por esto que se hace necesario que aprendamos a combatirlos. Si tú sabes que va a llover y no te quieres mojar pero necesariamente tienes que caminar más que enojarte deberías tomar medidas que te permitan hacer lo que tienes que hacer mojándote lo menos posible a esto se le llamaría preparación.