domingo, 23 de agosto de 2015

Como Vivir en Paz. Jueces 8.

Jehová escogió a Gedeón para que liberara a su pueblo del acoso de los madianitas y para eso lo entreno en el arte de la guerra.
El hecho de que Gedeón fuera entrenado para la dureza de la guerra no significaba que no pudiera tener una vida en paz.
Jesucristo dice que este mundo está lleno de dificultades. Juan 16: 33 “Estas cosas os he hablado para que en mí tengáis paz. En el mundo tendréis aflicción; pero confiad, yo he vencido al mundo.” cada uno de nosotros vivimos nuestra propia guerra pero eso no quiere decir que tenemos que vivir en una permanente guerra.
Nuestra vida personal tiene que ser una vida de paz para triunfar en la guerra. Solo una persona apacible puede planificar sus guerras.
Como vivir en paz.
1. Dando una Respuesta apacible. V 1-2 “Pero los hombres de Efraín le dijeron: ¿Qué es esto que has hecho con nosotros, no llamándonos cuando ibas a la guerra contra Madián? Y le reconvinieron fuertemente. A los cuales él respondió: ¿Qué he hecho yo ahora comparado con vosotros? ¿No es el rebusco de Efraín mejor que la vendimia de Abiezer?”  Siempre una respuesta apacible calma los ánimos o al menos no agranda el problema. Proverbios 15: 1 “La blanda respuesta quita la ira; Mas la palabra áspera hace subir el furor.
2. Haciendo sentir importante a los demás. V 3 “Dios ha entregado en vuestras manos a Oreb y a Zeeb, príncipes de Madián; ¿y qué he podido yo hacer comparado con vosotros? Entonces el enojo de ellos contra él se aplacó, luego que él habló esta palabra.” cuando una persona te ofende espera que tú lo ofendas más para el poder continuar con sus ofensas lo que menos espera esa persona es que tú lo trates bien y lo hagas sentir valioso. Romanos 12: 17 “No paguéis a nadie mal por mal; procurad lo bueno delante de todos los hombres.
3. No siendo egoístas. V 4- 7 “Y vino Gedeón al Jordán, y pasó él y los trescientos hombres que traía consigo, cansados, mas todavía persiguiendo. Y dijo a los de Sucot: Yo os ruego que deis a la gente que me sigue algunos bocados de pan; porque están cansados, y yo persigo a Zeba y Zalmuna, reyes de Madián. Y los principales de Sucot respondieron: ¿Están ya Zeba y Zalmuna en tu mano, para que demos pan a tu ejército? Y Gedeón dijo: Cuando Jehová haya entregado en mi mano a Zeba y a Zalmuna, yo trillaré vuestra carne con espinos y abrojos del desierto.”
4. Reconociendo que es Jehová quien hace las cosas. V 22-23 “Y los israelitas dijeron a Gedeón: Sé nuestro señor, tú, y tu hijo, y tu nieto; pues que nos has librado de mano de Madián. Mas Gedeón respondió: No seré señor sobre vosotros, ni mi hijo os señoreará: Jehová señoreará sobre vosotros.” Gedeón era lo suficientemente humilde para reconocer que él antes  era un cobarde y que lo que había conseguido no era por su fuerza.
La paz es mucho más que una acción. La paz es una forma de vida.
Que necesitamos para tener una forma de vida que nos conduzca a la paz. 1 Tesalonicenses 5: 16-18.
1. Manteniéndonos siempre gozos. V 16 “Estad siempre gozosos.”  una sonrisa, un abrazo no cuesta nada pero sirve de mucho. De nosotros depende como queremos estar. Efesios 4: 31 “Quítense de vosotros toda amargura, enojo, ira, gritería y maledicencia, y toda malicia.
2. Orando sin cesar. V 17 “Orad sin cesar.
3. Dando gracias por todo. V 18 “Dad gracias en todo, porque esta es la voluntad de Dios para con vosotros en Cristo Jesús.
Debes ser duro para enfrentarte a las guerras que te ofrece el mundo pero debes ser sensible para actuar en tu vida diaria. Debemos aprender a diferenciar las luchas en la calle con la vida en el hogar.